El Ayuntamiento e Hidralia firman un protocolo para evitar cortes de agua a familias con escasos recursos

El Ayuntamiento de Estepona y la empresa concesionaria del servicio de aguas, Hidralia, han firmado un protocolo para evitar el corte de suministro a familias con escasos recursos económicos. El alcalde, José María García Urbano, ha explicado que, con este documento pionero en la ciudad, se establecen procedimientos de actuación ante situaciones de impago de recibos por parte de los usuarios, garantizando en todo momento el suministro de agua en los hogares vulnerables desde el punto de vista social.

Así, los ciudadanos que se encuentren en una situación económica muy desfavorable, y no puedan hacer frente al pago de su recibo de agua, se podrán dirigir a delegación municipal de Bienestar Social o a las oficinas de la compañía suministradora donde recibirán información sobre las ayudas económicas o descuentos en las facturas, o el aplazamiento del pago de los recibos o fraccionamientos de las facturas, sin aplicar intereses.

En caso de que los servicios sociales determinen, tras realizar los pertinentes informes, la imposibilidad de asumir el recibo de forma continuada, el Consistorio e Hidralia ofrecerán una solución al caso. A ese respecto, el regidor ha indicado que el Ayuntamiento y la concesionaria dispone desde 2014 de un Fondo Social, dotado de 45.000 euros anuales, para sufragar el coste del recibo a aquellas familias que no pueden hacer frente al pago del mismo.

Además, existen ayudas económicas familiares, de emergencia o para suministros vitales, que se concederán según las circunstancias de cada caso.

Asimismo, el protocolo que se acaba de firmar establece que cuando un usuario deje de pagar las facturas de agua, la concesionaria le remitirá una carta solicitando el pago e informándole de las ayudas aprobadas para hacer frente a situaciones de pobreza hídrica y vulnerabilidad económica.

El alcalde de Estepona ha señalado que, con este nuevo protocolo, se “da un paso más” en la atención que presta el Ayuntamiento de Estepona a las familias con menos recursos económicos. En ese sentido, ha recordado que el principal objetivo del equipo de gobierno es que todos los ciudadanos tengan garantizadas sus necesidades básicas, por lo que el Consistorio ofrece y atiende un amplio número de servicios sociales.

Por su parte, el gerente de la empresa Hidralia, Carlos Corral, ha destacado que se trata de un avance significativo en el Fondo Social articulando con mayor facilidad el proceso para que de forma más ágil puedan solicitar las ayudas que existen en el municipio, “siempre con la máxima de que no se corte el agua a nadie, siempre que tengamos conocimiento de que existe un problema para hacer frente al pago del mismo”.