‘Versus’ vuelve a sus orígenes

Versus Versace, 1993

Los 90, la década que revolucionó la moda. Las campañas de esa época son, en cuento a moda, probablemente las mejores o, al menos, las que sabemos que serán siempre recordadas, a las que se acudirá siempre en búsqueda de inspiración.

Esa necesidad de diferenciarse, reflejando lo que la marca era o representaba, dio lugar a que las imágenes de las diferentes campañas conceptualizaran las principales características, rasgos o inspiraciones de la temporada. Si miramos las campañas de Versus, la línea “joven” de Versace, creada por Gianni Versace en 1989, podemos ver que se trata de una firma asociada al espíritu rockero, lo “cool” y espontáneo, lo rebelde, lo cómodo, y con cierto aire “glam”.

Anthony Vacarello, nuevo director creativo de la firma, ha decidido recuperar todo eso, volviendo así al estilo de los 90, y consiguiendo de este modo un éxito absoluto y las mejores críticas en la industria. Para la construcción (y recuperación) de la firma, Vacarello ha decidido dar vida a todos esos conceptos y elementos con los que “identificaba a Versus desde que era niño”.

Gianni creó la firma como homenaje y regalo a su hermana y, además, la tomó como musa; fue Donatella la que introdujo el rock en su identidad pero, sobre todo, la actitud. Versus es, ante todo, una firma que apuesta por la actitud. Tal y como Vacarello señaló antes de la presentación de su primera colección para la firma, “Todo está en la actitud”, y añadía que “El vestido correcto sin actitud, incluso en la mujer más bella, es malo”.

Y en la pasarela no solo vimos mujeres con actitud, sino también el britpop de los años 90 como principal fuente de inspiración, el tartán y los cortes asimétricos, pero siempre con todos esos elementos que caracterizaban a la firma y que, de ser trasladados a una campaña publicitaria darían como resultado algo muy parecido a lo que Gianni escogió en los 90.

Nerea Maroto.