Recreación histórica en Estepona como homenaje a Salvador Manzanares y Pedro Manrique

El próximo sábado, 10 de marzo de 2018, tendrá lugar por la calles del centro histórico una recreación histórica “Homenaje a Salvador Manzanares y Pedro Manrique”, organizada por la Asociación Histórico Cultural “Torrijos 1831” y el grupo social “Estepona en el alma”, en el que participará un centenar de personas vestidas a la usanza de principios del s. XIX.

Los actos, enmarcados en el programa lúdico y cultural “Estepona Vive sus Calles’18”, darán inicio a las 17:00 horas en la C/ Castillo, con la representación de la muerte de Manzanares, y continuará a las 17:30 horas en la Plaza del Reloj, con la recreación de la llegada del cadáver y columna de prisioneros con escolta de soldados.

A las 18:15 horas se rendirá homenaje al joven esteponero Pedro Manrique, muerto en Málaga en 1831, junto a Torrijos. Será en la calle Santa Ana, donde nació.

Acto seguido, sobre las 18:30 horas, dará inicio en la calle Real el desfile de época romántico liberal. La comitiva parará en la Plaza de las Flores, donde estuvo expuesto el cadáver de Manzanares durante seis días, para rendirle un breve recuerdo, antes del homenaje y ofrenda de corona de flores, que tendrá lugar a las 19:15 horas en el antiguo cementerio de Estepona, donde reposan sus restos.

El homenaje finalizará a las 19:30 horas, en el Río La Cala, junto al puente, con la recreación del fusilamiento de los liberales.

Salvador Manzanares Fernández (Bretún, Villar del Río (Soria) 18 de enero de 1788 – Estepona, 8 de marzo de 1831) fue un militar liberal español.

Ingresó en el ejército en 1805 y fue hecho prisionero en la batalla de Tudela durante la Guerra de la Independencia Española y enviado a prisión en Francia. Logró escapar y regresó a España, ocupando de nuevo distintos puestos en el ejército. Finalizada la guerra, fue juzgado por el Tribunal de la inquisición por masón, por lo que se vio obligado a exiliarse en Francia hasta que pudo regresar en 1820.

Con el retorno al absolutismo tras la intervención de los cien mil hijos de San Luis en 1823, se organizan varias expediciones de liberales. Manzanares parte de Gibraltar, donde se encontraba refugiado, y tras varios intentos fracasados contra La Línea de la Concepción y Algeciras, tomó Los Barrios el 21 de febrero de 1831 con la ayuda de Tomás Benítez y Carlos Vincent de Agramunt. A finales del mismo mes desembarcó en Getares y puso cerco a Algeciras. Después puso rumbo a Estepona, donde fue capturado y ejecutado.

Pedro Manrique fue un joven esteponero integrante de la expedición de Torrijos, que murió junto a él en las playas en Málaga, en los fusilamientos del 11 de diciembre de 1831, en defensa de la Constitución promulgada por las Cortes de Cádiz de 1812.

Hijo de Juan Manrique y Paula López, nació en la calle de Santa Ana, muy próxima a la popular Plaza de las Flores.