La mitad de los alumnos están exentos de pagar matrícula y comedor en las cinco guarderías municipales

El curso en las escuelas infantiles municipales ha comenzado con un un total de 370 alumnos, lo que supone un 5% más que el curso anterior. La mitad de ellos se benefician de la exención total de la cuota de matrícula y del servicio de comedor que se ofrece en las cinco instalaciones que existen en el municipio, esto es, Los Pitufos, Calancha, El Nido, El Mar y Cancelada, cuyas plazas están concertadas -por primer año- con la Junta de Andalucía.

Asimismo, el 20% de los usuarios cuentan con una reducción del 75% en el precio público de estos servicios; el 15% de los matriculados tiene una bonificación del 50%; mientras que el 10% y el 5% de los alumnos tienen reducciones del 25% y del 5% del coste, respectivamente.
El número de plazas se distribuye de la siguiente forma: El Mar (95 alumnos); Los Pitufos (115); Cancelada (74); El Nido (51) y Calancha (35). Los citados centros educativos -que atienden a niños de 0 a 3 años- han ampliado este curso su horario de atención socioeducativa de 7.30 a 17 horas.

El teniente de alcalde del área Sociocultural y Servicios, Blas Ruzafa, ha explicado que el Ayuntamiento de Estepona ha invertido durante este verano un total de 50.000 euros en la adecuación de las citadas escuelas infantiles. De esta forma, se han realizado obras de acondicionamiento de todas las instalaciones con trabajos de reparación, limpieza y puesta a punto; además de la reposición del suelo del patio de la guardería de Calancha. Asimismo, se han adquirido enseres de cocina, sillas, mesas y muebles para la prestación del servicio de comedor. Un 85% de los usuarios de estas guarderías han solicitado este servicio al inicio del curso.

En este sentido, el contrato de catering suscrito por el Ayuntamiento de Estepona contempla una línea fría que consiste en la preparación de las comidas en una cocina central y posterior traslado a las diferentes escuelas infantiles. Esta preparación de comida se hace a diario, con lo que el servicio es de alta calidad. Una vez entregado el producto en las cocinas, éste es calentado en unos hornos especiales hasta obtener el grado óptimo para un consumo.