El Ayuntamiento invierte más de 200.000 euros en el servicio de vigilancia de playas, que entrará en funcionamiento este miércoles

Este miércoles entrará en funcionamiento el servicio de vigilancia y socorrismo en las playas del municipio, que cuenta con una inversión de 209.896 euros. El servicio, que permanecerá activo hasta el próximo 15 de septiembre, contará con 17 socorristas acuáticos, dos terrestres y dos enfermeros en cada uno de los turnos, según ha explicado la concejala adscrita al área de Playas, Susana Aragón. Además, el dispositivo contará con una ambulancia de soporte vital básico, “con todos los equipos necesarios para que las personas puedan ser tratadas en su traslado al centro hospitalario”.

El servicio se verá complementado con dos embarcaciones con un patrón y un marinero socorrista, una moto acuática, un todoterreno y dos vehículos para el transporte de personal y material. Como novedad, este año habrá cuatro tablas de paddle surf para que los vigilantes puedan realizar labores de vigilancia desde el agua en las playas del Cristo, La Rada, El Padrón y El Saladillo.

Aragón ha comentado que el servicio de vigilancia en las playas está siendo prestado por la empresa ‘Servicios y Socorrismo Mundial’ para dar cumplimiento a la normativa vigente, que determina que los socorristas han de mantener una relación contractual con la administración que requiere la vigilancia, por lo que “no se podía seguir contando con los voluntarios que hasta 2012 realizaron esta función”.

Por este motivo, el Consistorio sacó a concurso este servicio en 2013 por 209.896 euros anuales por un periodo de cuatro años. A ese respecto, Aragón ha indicado que si el Consistorio hubiese tenido que asumir este servicio con personal procedente de la plantilla municipal el coste hubiese sido de 324.494 euros anuales, “por lo que el ahorro para las arcas municipales es considerable”.

Por otra parte, la responsable municipal ha apuntado que la concesionaria amplió el pasado verano la vigilancia en la playa de El Saladillo, además de La Rada, el Padrón y el Cristo y, también, a las piscinas municipales del polideportivo Santo Tomás de Aquino y Cancelada, y ha subrayado que este año se mantendrá en las mismas zonas.

Por último, ha recordado que la pasada semana el Ayuntamiento presentó la nueva maquinaria de playa que ha adquirido para conseguir que el litoral presente “un estado óptimo durante la temporada estival”. En concreto, la flota de vehículos se va a reforzar con cuatro tractores y dos remolques, que irán actuando en todas las playas del municipio, y especialmente, en las que requieran una mayor atención.
La nueva maquinaria -que se ha adquirido por el sistema de arrendamiento financiero- no supone ningún coste para las arcas municipales al ser costeada íntegramente por la concesionaria responsable del mantenimiento de playas y jardines.