El Ayuntamiento destina más de 29.000 euros a la puesta a punto de los colegios para el inicio del curso escolar

La brigada de operarios municipales de educación, creada por el nuevo equipo de gobierno, ha realizado trabajos de acondicionamiento y mejora de los centros escolares destinados a poner a punto los distintos centros educativos de la localidad. En concreto, los operarios municipales han actuado en todos los centros educativos, realizando un repaso general de fontanería, electricidad, carpintería, reposición de persianas y cristales, revisión de aljibes; así como un mantenimiento general de las instalaciones. Además, se han ejecutado trabajos de pintura interior de las aulas, pasillos y zonas comunes. En total, las obras que se han llevado a cabo han supuesto una inversión municipal de más de 29.000 euros.

 

La concejala del área sociocultural, María Dolores Espinosa, ha visitado hoy los trabajos realizados en el colegio García Lorca, donde se ha llevado a cabo la reposición de la solería de una de las aulas y la reparación del suelo de uno de los baños. Durante su intervención, la edil ha destacado el esfuerzo que se ha realizado en estos meses para tener adecentados los colegios y ha recordado que esta brigada de operarios municipales seguirá trabajando durante todo el año en el mantenimiento de los centros educativos y atendiendo las peticiones de los directores de los mismos.

 

Respecto a los trabajos realizados en todo el municipio, ha informado de que en el colegio Sierra Bermeja se ha ejecutado la construcción de un tabique de separación de una clase para la ubicación de la nueva aula de autismo y de apoyo (esta obra ha sido financiada conjuntamente con  el centro); mientras que en el colegio Nuestra Señora del Carmen se ha acometido la reparación del techo y tuberías de una de las aulas, además del arreglo de abastecimiento de agua potable de la zona de Infantil, con la instalación de una nueva acometida.

 

Otra de las obras de envergadura se ha llevado a cabo en el colegio Antonio Machado, donde se ha ejecutado la reparación del techo y la cubierta de un aula de Infantil y se ha sustituido la valla situada en la entrada peatonal de la zona de Infantil, por una abatible que permita el acceso de vehículos en caso necesario. La edil ha señalado además que en el colegio Santo Tomás de Aquino se ha efectuado la sustitución de la puerta de la zona de Infantil por otra “más funcional”.

 

En relación a estas actuaciones, Espinosa ha subrayado la “urgente” necesidad que existía de afrontar estas otras ante el inicio del curso escolar. “El equipo de gobierno consideró que era una prioridad la acometida de estas actuaciones para que cuando alumnos y profesores comiencen el curso escolar lo hagan en las mejores condiciones posibles”, ha abundado la concejala, que ha asegurado que se seguirá trabajando para que los centros educativos estén en el mejor estado posible para los alumnos. Por último, Espinosa ha destacado el “importante” trabajo realizado por las personas que forman parte de estas brigadas operativas; que han estado apoyados por el resto de brigadas municipales.