Ciudadanos Mijas pide explicaciones al Partido Popular por la presunta compra de voluntades al concejal de CSSP para una moción de censura

Esta mañana un medio provincial publicaba en su portada que “el PP de Mijas ha ofrecido trabajo a un concejal de Podemos si apoya una moción de censura”. Ante esta alarmante información, y si finalmente se confirma la veracidad de los hechos, desde Ciudadanos Mijas sólo nos queda exigir de manera contundente al Partido Popular la dimisión inmediata de Ángel Nozal. No podemos consentir que este tipo de prácticas enturbien la vida política del municipio.

Tal y como relata el diario: “El PP de Mijas ha ofrecido un puesto de trabajo en una urbanización al concejal de Costa del Sol Sí Puede (CSSP) –y miembro de Podemos– Francisco Martínez Ávila, a cambio de su rúbrica en una moción de censura, al tiempo que le ha propuesto no denunciarle por un supuesto cobro irregular de sus nóminas en el Ayuntamiento por dedicación exclusiva”. Además, en el texto se refleja que “la reunión tuvo lugar en el despacho de Ángel Nozal en la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental –donde es vicepresidente y delegado de Turismo”. En este sentido, cabe destacar que es totalmente inaceptable y bochornoso que se hayan llevado a cabo este tipo de prácticas que enturbian la vida política en el seno de una institución. El Partido Popular tiene que apartar de la Mancomunidad y de la vida pública inmediatamente a Ángel Nozal si estas informaciones se confirman.

Así pues, nos encontraríamos ante un hecho de extrema gravedad pues hablamos de la supuesta compra de un concejal, además de un presunto chantaje, para intentar desbancar de la alcaldía a nuestro regidor, Juan Carlos Maldonado.

No debemos olvidar que Nozal cosecha actualmente tres imputaciones: una por las subastas judicializadas, otra por la nave presuntamente irregular de 340 televisión y la última por los sobresueldos.

Además de estas investigaciones ya existen otras actuaciones bajo su mandato que están en conocimiento de la Fiscalía o de la asesoría jurídica municipal como son: el presunto menoscabo a la Hacienda pública por los contratos marco del Ayuntamiento, el hormigonado de caminos rurales, la construcción de dos sedes de asociaciones de vecinos en zona verde, las conducciones de agua en zonas no urbanizables, la adquisición de un camión cuba para la renta básica sin expediente de contratación y después de haberse gastado el Ayuntamiento importantes cantidades de dinero en externalizar el servicio, el Karting sin licencia de obra y sin licencia de apertura, ejecución de obras por parte de los servicios operativos sin el paraguas jurídico necesario, adjudicaciones de servicios sin expedientes de contratación que suman 4 millones de euros, la gestión del Hipódromo, el almacén ilegal de los servicios operativos y un largo etcétera.